Archivo mensual: septiembre 2013

Tarta de mousse caramelo y chocolate blanco

En la entrada anterior os hablo de esta tarta como la tarta estrella de la cumpleañera… y es que esta tarta tiene su historia particular.

Nacida de un experimento en mi cumpleaños (ya sabéis que aprovecho mi cumpleaños para hacer cosas que no sé como saldrán…) ese año me dio por hacer esta tarta, rellena de mousse de caramelo y cubierta de chocolate blanco. Nunca había oido una mezcla parecido pero yo que sé, por lo ingredientes tenía que estar buena a la fuerza. Y efectivamente gustó mucho. De hecho, mi hermano quiso regalársela a una amiga por su cumple y, desde ese momento, esa amiga (que por si no lo habéis adivinado ya, es la cumpleañera de la entrada anterior) la pide siempre para su cumpleaños, ésta y no otra. La verdad es que está muy buena 😀

El fin de semana pasado llevamos el postre a una comida y la había hecho hacía poco, decidí repetir procedimiento. Y aquí está el resultado:

SONY DSC

Pero tonta de mí, no le hice foto al corte para que la veáis por dentro!! Echadle imaginación, tres capas de bizcocho con dos de mousse de caramelo entre medias y cubierto de chocolate blanco, eso sí, la capa de chocolate blanco tampoco excesivamente gruesa, porque al ser chocolate blanco se corre el peligro de que resulte empalagoso. En su justa medida el “maridaje” del caramelo y el chocolate resulta perfecto 😀

Informó la repostera más dicharachera 😉

¡Felicidades Ari!

Hace unas semanas me encargaron una tarta para un cumpleaños (Felicidades Ari!) Pero no una tarta cualquiera, sino la tarta estrella de esta cumpleañera en particular y que ya le lleva acompañando unos cuantos años. La verdad es que está muy rica 😀

SONY DSC

Lee el resto de esta entrada

¡Una vez al año toca cumplir años!

Bueno, pues un año más toca cumplir años. Y hacer tu propia tarta. Y aprovechar para hacer algo que no has hecho hasta ahora, y si sale mal… que sea en tu cumple!!

El año pasado aproveché para hacer una receta nueva y este año he decidido probar una “decoración” nueva, lo entrecomillo porque la decoración es precisamente la falta de decoración. Se podría llamar nude cake, y como su nombre indica, va desnuda, sin cubrir. Bizcocho y relleno sin más. Lee el resto de esta entrada